El Club Literario está parcialmente abierto en modo de lectura

Perdida

Si supieras cuan importante eres para mí. si supieras que esta mañana es más fría de lo que ya es. si vieras como mi cuerpo se estremece de lamento y mis ojos se bañan de dolor. Si supieras lo que el amor desgarra, cuan distante son unos centímetros y cuan frío puede resultar el más cálido de los alientos. Si supieras lo que me arrepiento, cuanto quisiera estar contigo ahora, estar contigo, no sentirme lejano como una estrella del más frío de sus planetas. Si supieras que mi mente sólo te da vueltas, solo te ve a ti y te desea, con la fuerza de una exaltación de afrodita y con el calor de las fraguas de Hefesto. Si supieras lo terrible que fue el observar tu cara entristecida por última vez, y saber que fue por causa mía, egoísta de sólo pensar en mi mismo.
¿Y ahora? Quizás la pérdida sea total. Quizás queden restos de lo que fue. Quizás esto arda todavía sin que ninguno de los dos se de cuenta.
Mi espíritu se siente enfermo, mi alma maldita, mi corazón con sangre coagulada, mis ojos entre sábanas de humo de lamentaciones. me miro como quien observa una desgracia, me hago una mueca de asco, mis ojos brillan con el brillo de una vela a punto de extinguirse.
Tengo una nuez con seis semillas.
Cargo la honda.
Apunto mi corazón.
Dejo que la sangre fluya.
Cierro mis ojos...

Frederick, te sigo percibiendo con mucha abstracción en lo que deseas comunicar.Excúsame, pero es solo mi apreciación. Saludos,Rayo.

Frederick, simplemente: ¡INTENSO!. Saludos:AMAR.

EXCELENTE!!! Me partió el corazón.Frederic. Muy buen escrito

Intenso, un relato de dolor, de culpa insidiosa. La otra cara del amor, la de las despedidas, la de las pérdidas